Ciudad de México.-La Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) emitió la Recomendación 51/2018, dirigida a la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena), por la agresión que sufrió una familia con disparos de armas de fuego durante la persecución que personal militar hacía a dos vehículos en Reynosa, Tamaulipas, lo que provocó la muerte de un joven de 20 años.

El padre de la víctima señaló que conducía su vehículo acompañado de su familia y se dirigía hacia el municipio de Miguel Alemán, por la carretera conocida como “La Ribereña”, en Reynosa, cuando dos camionetas a exceso de velocidad los rebasaron y personal de la Sedena que perseguía a dichos vehículos efectuó disparos hacia la camioneta que él conducía, por lo que detuvo su marcha y salió de la carretera.

Ante tal situación, su hijo hizo señas para que los militares dejarán de disparar; sin embargo, no se detuvieron; bajó del vehículo y recibió disparos, uno de ellos en la región lateral izquierda de la cabeza y cuello, privándolo de la vida. La hija reclamó al personal militar lo ocurrido; en respuesta le indicaron que las personas de las otras camionetas fueron las que dispararon y no el personal militar.

Las investigaciones e inspecciones en el lugar de los hechos efectuadas por el organismo acreditaron que el vehículo en que viajaba la víctima no estaba en medio de las camionetas de los supuestos agresores y los elementos militares, ya que había salido de la carretera para ubicarse en una zona de terracería y evitar la agresión; no hubo fuego cruzado, por lo que no se justificó que el personal militar accionara sus armas contra las víctimas.

Con información de MVS Noticias

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here