Corea del Sur.- Corea del Sur aún espera que el líder norcoreano, Kim Jong-un, visite Seúl antes del fin de año, mientras el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, reiteró su compromiso de alcanzar la paz definitiva con el régimen de Pyongyang a cambio de la desnuclearización total.

Aún es posible que el presidente del Comité de Asuntos de Estado norcoreano, Kim Jong-un, visite Corea del Sur antes de finales de año, señaló este lunes el Ministerio de Unificación, añadiendo que el gobierno sigue realizando preparativos.

«Permanecemos sin cambios en nuestra postura de que (la visita de Kim) será posible y necesaria antes de finales de este año», señaló Baik Tae-hyun, portavoz del ministerio, en una sesión informativa regular.

«Realizaremos con calma los preparativos relevantes y los esfuerzos para que los acuerdos alcanzados entre las dos Coreas se lleven a cabo sin ningún problema», apuntó.

Durante una tercera cumbre celebrada en septiembre, en Pyongyang, Kim prometió realizar un viaje al Sur «en una fecha temprana, a cambio de la visita del presidente Moon Jae-in a la capital norcoreana.

Se ha esperado que el líder norcoreano visitara el Sur antes del fin del año, pero ha crecido el escepticismo de que la visita pueda tener lugar según lo propuesto, en medio de los diálogos de desnuclearización estancados entre Corea del Norte y Estados Unidos.

Durante una cumbre con Moon realizada la semana pasada, en Argentina, el presidente estadunidense dio el visto bueno a que la visita prevista tenga lugar antes de una segunda cumbre entre él y el líder norcoreano, diciendo que el viaje de Kim a Corea del Sur podría ayudar a crear un nuevo impulso para los esfuerzos desnuclearización de la península coreana.

El presidente Trump está listo para dar todo lo que prometió a Corea del Norte si Pyongyang implementa fielmente sus pasos de desnuclearización, señaló Moon.

Moon también anunció que, durante su reunión cumbre celebrada, al margen de la reunión del Grupo de los 20 (G-20) en Argentina, Trump le solicitó que entregue tal mensaje al líder norcoreano.

«El mensaje es que el presidente Trump tiene una opinión muy amistosa de Kim y que le gusta, y, por lo tanto, espera que el líder norcoreano implemente el resto de su acuerdo y que hará lo que el presidente Kim quiera que se haga realidad», acotó el mandatario.

Moon se reunió con los reporteros a bordo del avión presidencial, el Air Force One, de camino a Nueva Zelanda.

Trump y Kim celebraron su primera cumbre en junio, en la que Kim prometió completar la desnuclearización de su país a cambio de la garantía de seguridad de Estados Unidos.

Trump ha acordado reunirse con Kim de nuevo, pero aún no se ha fijado una fecha exacta en medio de las sospechas de una posible disputa sobre recompensas previas o medidas correspondientes a cambio de los pasos de desnuclearización del Norte.

En su reunión del viernes, Moon y Trump acordaron la necesidad de mantener las sanciones existentes contra Corea del Norte hasta que esta se desnuclearice completamente, indicó con anterioridad, la oficina presidencial surcoreana.

El presidente sucoreano dijo que las medidas correspondientes no tienen que ser necesariamente una retirada o reducción de las sanciones.

Las medidas correspondientes significarían no solo una reducción o retirada de las sanciones, sino también un retraso o reducción de un ejercicio militar entre Seúl y Washington, asistencia humanitaria o incluso intercambios no políticos, como intercambios deportivos y culturales, según el presidente surcoreano.

Cuando se le preguntó sobre la posibilidad del viaje de Kim a Seúl antes del fin de este año, Moon respondió que aún podría ser posible, y que esto depende totalmente del líder norcoreano.

Con información de MVS Noticias

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here