Ciudad de México.-El Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) desechó los juicios presentados contra el Acuerdo de la Junta de Coordinación Política (Jucopo) de la Cámara de Diputados, sobre el establecimiento de nuevos criterios para la presentación de iniciativas en tribuna

Durante la sesión de hoy, el pleno de la Sala Superior resolvió lo anterior al considerar que “los actos impugnados escapan de la materia electoral, al encuadrar en el ámbito del derecho parlamentario administrativo”.

Por unanimidad, la Sala Superior determinó que el funcionamiento de la Cámara de Diputados no es sujeto de control de los derechos político-electorales del ciudadano.

Ello, pese a que José Ricardo Gallardo Cardona, coordinador del PRD, así como los diputados sin partido Ana Lucía Riojas Martínez y Carlos Alberto Morales Vázquez cuestionaron que el Acuerdo de la Jucopo vulneraba el pleno ejercicio de su cargo y afectaba los principios de igualdad y de pluralismo político.

Los magistrados concluyeron que la organización interna de los órganos legislativos, relacionada con las sesiones, procedimiento de iniciativas de leyes, discusión y votación de las mismas “están desvinculados del derecho político electoral de ser votado” y, por lo tanto, “no está sujeto a control jurisdiccional electoral”.

A principios de octubre, la Junta de Coordinación Política de la Cámara de Diputados acordó el número de intervenciones que tendría cada bancada para presentar asuntos en tribuna.

De esta manera, Morena tendrá derecho a intervenir por ronda en seis ocasiones, el Partido Acción Nacional (PAN) tres y el Revolucionario Institucional (PRI) dos.

Mientras, que el Partido de la Revolución Democrática (PRD), Movimiento Ciudadano, Encuentro Social, Partido del Trabajo y Partido Verde Ecologista de México solo tendrán una participación cada uno.

Cada intervención será de cinco minutos, por lo que Morena contará con 30 minutos por ronda para exponer iniciativas, mientras que los partidos minoritarios únicamente cinco minutos.

En protesta, legisladores tomaron la tribuna de San Lázaro usando cubrebocas y portando pancartas en las que se leía “No a la Ley Mordaza”.

Expusieron que aprovechando su mayoría, Morena “puso en marcha una estrategia para acallar a las minorías y atentar contra la gobernabilidad, pluralidad y libertad de expresión de los grupos parlamentarios”.

El morenista Mario Delgado defendió que la nueva realidad política presenta un equilibrio distinto de fuerzas, por lo que es necesario ajustar el funcionamiento de la Cámara Baja.

Inconformes, los diputados federales del PRD e independientes llevaron al Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación varios juicios para la protección de los derechos político-electorales del ciudadano.

Con información de López Dóriga Digital

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here