Los Mochis,Sin.- Por segundo día consecutivo realizan exhumación de restos de jóvenes que habían sido sepultados en la fosa común del panteón Centenario de la ciudad de Los Mochis.

En esta ocasión personal del departamento de Homicidios dolosos de la Vicefiscalía, acudió en compañía de familiares y el grupo de Las Rastreadoras de El Fuerte al cementerio, a desenterrar los restos del joven Jesús Francisco Quiñónez Bojórquez, quien al momento de su desaparición tenia 17 años de edad.

Desde el pasado 5 de abril del 2012 en compañía de otros cinco jóvenes más, habían salido del Batamote, Guasave rumbo al municipio de Choix y desde entonces ya no se supo nada de ellos.

Fue cuatro años después, es decir en abril del 2016 cuando sus restos se localizaron en un predio enmontado en El Fuerte.

Al no ser reclamados y no resaltar positivo para las familias que están en el banco de datos de la Fiscalía de Justicia, fueron sepultados en una fosa común de dicho camposanto.

Hace apenas unos meses que la familia de Jesús Francisco se unió al colectivo de búsqueda que encabeza Mirna Medina Quiñónez,  a la vez que interpusieron denuncia y exámenes de genética lo que hizo posible la identidad del joven que ya tenía dos años bajo custodia de la FGJE.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here