Israel.- Al menos 127 palestinos resultaron heridos, 50 de ellos por disparo de bala, después de que las Fuerzas de Seguridad de Israel reprimieran este día una protesta cerca de la Franja de Gaza, en el marco de la Gran Marcha del Retorno, que se realiza cada semana desde marzo de 2018.

Fuentes médicas señalaron que 54 palestinos fueron heridos de bala -de los cuales dos se encuentran graves-, mientras que otros 73 resultaron lesionados por balas de goma y gases lacrimógenos, entre ellos un menor de edad, de acuerdo con la agencia de noticias palestina Wafa.

Los soldados israelíes intentaban dispersar a los cientos de manifestantes que se apostaron a lo largo de la frontera oriental de Gaza.

Más de 300 palestinos han muerto a manos de las fuerzas israelíes en Gaza desde marzo de 2018, cuando comenzaron las protestas semanales a lo largo de la frontera para reclamar el fin del bloqueo, impuesto por Israel hace más de una década.

Por otra parte, una adolescente israelí de 17 años murió este viernes luego que una persona lanzó un artefacto explosivo contra la menor, su padre y un hermano, cuando caminaban cerca del asentamiento israelí de Dolevm, en la aldea de Ras Karkar, al oeste de Ramalá.

En respuesta, los militares israelíes cerraron las carreteras principales que conducen al distrito occidental de Ramalá, en Cisjordania, para buscar al responsable del ataque, quien habría escapado a bordo de un automóvil.

Con información de Notimex y López Dóriga Digital

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here