Culiacán, Sin.- La obesidad infantil frecuentemente se relaciona con enfermedades como la diabetes y padecimientos cardiovasculares en la edad adulta, las cuales pueden prevenirse si se realiza alguna actividad física de manera constante, informó la cardióloga pediatra del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Sinaloa, Sara Fabiola Ordorica Sandoval.
En el marco del Día Mundial de la Actividad Física (6 de abril), la especialista del IMSS hizo un llamado a los padres de familia para evitar el riesgo de que sus hijos padezcan de alguna enfermedad cardiovascular, hipertensión o diabetes a temprana edad ocasionada por el sobrepeso, puesto que actualmente el sedentarismo es cada vez más común gracias al papel que juega la tecnología en la vida de los pequeños, quienes dedican cada vez más hora al día al uso de teléfonos móviles y algunos otros dispositivos electrónicos.
Por lo anterior, la especialista en cardiología pediátrica del Hospital General Regional (HGR) No. 1 del IMSS Sinaloa, recomendó establecer horarios para el uso de dispositivos electrónicos durante la jornada diaria del infante, así como marcarle un horario para dormir y despertar, enfatizando la importancia de fomentar la actividad física en la agenda diaria de la familia, para lo cual recomendó dedicar 40 minutos de forma constante de actividades como caminar, correr, nadar o pasear en bicicleta.
Ordorica Sandoval puntualizó que el estado de Sinaloa se encuentra en los primeros lugares de obesidad infantil a nivel nacional, por lo cual exhorta a la las familias sinaloenses a llevar un estilo y hábitos de vida saludables, para mantener un control de peso óptimo.
Asimismo indicó que el 80% del éxito de mantener un peso saludable depende de una alimentación adecuada, al complementarla con alguna actividad física se ayudará a fortalecer y mantener sus huesos sanos, reducirá los niveles de estrés y ansiedad, además de evitar síndromes metabólicos, los cuales cada vez son más comunes en niños y niñas.
La cardióloga pediatra, del IMSS en Sinaloa, Sara Fabiola Ordorica Sandoval recomendó fomentar la actividad física en los niños y niñas, incrementar el consumo de agua natural a dos litros por día, evitar alimentos chatarra, marcar límites en cuanto al uso de la tecnología se refiere, así como buscar el momento propicio para la convivencia familiar, lo cual reforzará el ambiente emocional de la familia.
Finalmente, la especialista recomendó a los padres de familia acudir con sus hijos a la Unidad de Medicina Familiar (UMF) de su adscripción, para que les brinden, de manera oportuna y precisa, orientación sobre nutrición, ejercicio físico y cuidados especiales que requieran a fin de evitar la presencia de sobrepeso y obesidad infantil.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí