Ciudad de México.- México no está en la antesala de una crisis económica, a pesar de los altos índices de volatilidad e incertidumbre generados por el nuevo gobierno, que tomará protesta el 1 de diciembre, aseguró Jaime Serra Puche, presidente del Consejo de Administración de BBVA Bancomer.

En una reunión con medios, señaló que aún con la incertidumbre generada en los últimos meses, el país cuenta con variables económicas sólidas, muy distintas a las de la década de los 90 cuando el país vivió una de sus peores crisis, por lo que no se anticipa una situación similar en el corto plazo.

«Las variables macroeconómicas que se han logrado en este país son muy fuertes en este momento, así que la perspectiva de algo similar no la veo en el horizonte”.

Recalcó que a diferencia de 1994, hoy el país tiene un tipo de cambio flexible que le permite enfrentar choques externos, tiene un déficit de cuenta corriente bajo y ha registrado un aumento en sus reservas internacionales de 10 mil millones de dólares a 180 mil millones de dólares, en este periodo.

Agregó que en los últimos meses un factor de incertidumbre y volatilidad era el tratado comercial entre México, Estados Unidos y Canadá.

«Creo que esto dará certidumbre a los agentes económicos en general, pero no se nos olvide que este sólo es el inicio del proceso y que puede haber cualquier tipo de rebotes, porque los diputados tienen agendas distintas”.

Consideró que a pesar de los cambios respecto al TLCAN, el denominado TMEC “sí le otorga competitividad a la región de América del Norte para enfrentar la competencia de China y de otros países”.

Agregó que hay elementos para suponer que el actual gobierno sí está satisfecho con los resultados de la negociación.

Con información de Excélsior

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here