Ciudad de México.- Gobernadores y alcaldes coincidieron en elevar sus protestas en contra de recortes presupuestales.

En Guadalajara, en un hecho inédito, 110 presidentes municipales de Jalisco dejaron de lado sus extracciones partidistas y se manifestaron en la glorieta Minerva.

«Sin importar banderas partidistas, a nombre de miles de alcaldes de todo México y en representación de las personas a las que tenemos el honor de gobernar. Hoy hacemos este pronunciamiento para exigirle a la Federación, con respeto, pero con firmeza, un presupuesto y un trato digno para nuestras comunidades”.

«Desde Jalisco queremos mandar un mensaje claro: aquí no estamos pidiendo ‘’moches’’ ni estamos levantando la mano para pedir dinero o dádivas; lo que estamos pidiendo es respeto, trato justo y un presupuesto digno para Jalisco y sus municipios”, señalaron.

Los alcaldes dijeron respaldar la elección ciudadana que llevó a la Presidencia de la República a Andrés Manuel López Obrador y reconocen su legitimidad, pero exigen que también se les trate con respeto pues ellos también fueron electos por el pueblo.

«Pedimos que nos traten con respeto y que escuchen nuestra voz para forjar en conjunto el futuro de la nación… Que no se nos olvide que las grandes transformaciones del país han tenido su origen desde lo local.

«Nos preocupa la amenaza que representa a los jaliscienses el Proyecto de Presupuesto de la Federación 2019 y su reducción al mínimo del Ramo 23, porque que a todas luces ignora las necesidades y urgencias de los municipios, sus comunidades y localidades… Resulta alarmante que el gobierno federal haga oídos sordos para atender las prioridades y proyectos urgentes para nuestro estado”, señalaron.

SE VIOLA CONVENIO

En tanto, el gobernador de Chihuahua, Javier Corral, reclamó que le fue reducido el presupuesto federal para 2019, lo cual “resulta inaceptable para el estado” ya que presenta en cero algunos conceptos de inversión, y mantiene la tendencia a la baja en la entrega de recursos.

En entrevista con Pascal Beltrán del Río para Imagen Radio, dijo que, de aprobarse el proyecto tal como lo presentó el Ejecutivo, Chihuahua recibirá 976 millones de pesos menos que en 2018, lo que significa una reducción de 23% en términos nominales, entre el actual ejercicio y el del 2019, reducción que no tiene justificación alguna en términos presupuestales y ni de federalismo fiscal.

A  su vez, el gobernador de Jalisco, Enrique Alfaro, dijo que el trato que se le dio a Jalisco está por debajo del promedio nacional, “pero no es un asunto en que nos podamos quejar, nosotros nos vamos a meter a un pleito porque es un asunto que está establecido en los convenios de coordinación fiscal”.

También en entrevista con Pascal Beltrán del Río, Alfaro indicó que lo que  le parece un grave error es que en la definición de lo que se consideran proyectos estratégicos se esté ignorando a los estados.

«Nosotros respetamos al Presidente y sí él considera que el Tren Maya y los programas sociales son estratégicos para la nación, pues tiene todo su derecho, porque, además, él ganó la elección y está cumpliendo sus compromisos de campaña, pero también son estratégicos los proyectos que desde los estados y los municipios se plantean con carácter de urgentes”, agregó.

De la misma manera hizo el reclamo el rector de la Universidad Autónoma de Chihuahua, Alberto Fierro, quien señaló que será muy difícil para la universidad pública cumplir compromisos académicos y crecer en materia de investigación.

-Con información de Adriana Luna / Excélsior

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here