Estados Unidos.- Huawei reforzó este miércoles su demanda contra Estados Unidos al presentar una moción de juicio sumario con el objetivo de acelerar el proceso que los enfrenta en la impugnación de la constitucionalidad de la ley que prohíbe a las agencias gubernamentales y sus contratistas la tecnología de la empresa china.

En la sede del gigante chino de telecomunicaciones en Shenzhen, China, el directivo legal, Song Liuping, dio a conocer en rueda de prensa que la moción fue presentada en un tribunal de distrito en Texas, donde Huawei tiene su oficina central estadounidense.

Paralelamente, la medida de EE.UU. afectaría a alrededor de mil 200 proveedores estadounidenses, incluyendo empresas que proveen a Huawei gran parte de los componentes de su sistema de seguridad cibernética.

La compañía china advirtió que el impacto de la prohibición de Donald Trump podría extenderse más allá de los dispositivos y llegaría a alcanzar al software utilizado en sus equipos.

“Es un gran impacto, pero no es una crisis porque nos hemos preparado para esto desde hace mucho tiempo”, señaló el director de Estrategia de Huawei, Dang Wenshuan.

Asimismo, Song Liuping acusó a Estados Unidos de utilizar todas las herramientas a su alcance para sacar a Huawei del negocio mundial de tecnología, bajo la acusación de espionaje para el gobierno chino y representar una amenaza para su seguridad nacional, de lo que aseguró, no ha ofrecido ninguna prueba.

Huawei pidió asimismo que se anule parte de la Ley de Autorización de Defensa Nacional, en específico la que prohíbe a las agencias de gobierno comprar sus productos y los del otro chino ZTE, al considerar que viola la Constitución de Estados Unidos.

El representante legal indicó que la única intención de la administración de Trump es poner a Huawei fuera de servicio, e insistió en que debe detener “sus acciones ilegales”.

El gobierno estadounidense emprendió una campaña global contra Huawei, en la que además de instar al mundo a retirar sus equipos, hace dos semanas incluyó a la compañía china en una lista de firmas que considera socavan la seguridad nacional y les prohíbe recibir componentes y software a menos que el comercio tenga licencia.

Con información de Notimex y The Financial Times / López Dóriga Digital

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí